Noticias

Cultivos de trigo avanzan en buenas condiciones, sin mayor impacto de las heladas

21 de julio de 2017

Los cultivos de trigo avanzan en buenas condiciones, sin impacto mayor de las heladas de comienzos de esta semana.

“Las heladas no han sido un problema sin embargo  sí lo fue el exceso hídrico de la semana anterior sobre todo en áreas de resiembra de cebada”, dijo Jorge Beceiro, gerente de Semillas e Insumos de Copagran.

“Como no hubieron siembras tempranas debido a los excesos hídricos presentados, el problema de la desincronización de tallos en esta etapa fenológica del cultivo no se presento”, añadió.

Álvaro Núñez, gerente técnico de Unión Rural de Flores coincidió en que se presentaron problemas en implantación debido al exceso de lluvias  en chacras donde se sembró tarde. En general fueron casos puntuales de siembras tardías, en chacras de  productores que no tenían pensado sembrar y ante la mejoría de precios lo hicieron, indicó.

Trigo Génesis 2366 en inicio de macollaje. Puntas de San José-Flores. Foto: Alejandro Álvarez

En cuanto al estado sanitario de los cultivos, algunas chacras registraron focos puntuales de Roya de trigo, con condiciones climáticas que venían beneficiando su aparición: elevadas temperaturas y humedad. “No es una situación alarmante ya que el frío de esta semana freno la aparición” señaló.

En algunas zonas  se están aplicando “graminicidas y se comenzó a fertilizar con urea.  Los productores se apuraron a realizar aplicaciones con nitrógeno debido al pronóstico climático que anuncia precipitaciones para la próxima semana”,  dijo Núñez.

 

 

Por heladas, Paraguay podría perder hasta 40% del área de trigo

21 de julio de 2017

Los cultivos de trigo en Paraguay fueron duramente golpeados por intensas heladas a comienzos de esta semana, con pérdidas que podrían rondar entre 30% y 40% del área, señaló a Grupo Trigo Luis Cubilla, asesor agrícola de la Cámara Paraguaya de Exportadores y Comercializadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco).

Aunque se trata de una estimación primaria y recién en unos días se conocerá con precisión cuáles fueron los daños, “la situación fue muy seria”, dijo. “La última vez que se habían registrado temperaturas tan bajas y heladas fue en el año 1975”, contó. En algunas localidades se registraron temperaturas de hasta -6°C.

“Por exceso de lluvias en abril, mayo, y parte de junio la mayor parte del trigo no se sembró en la época más adecuada. Prácticamente se sembró todo en junio. Los (trigos) sembrados más tardíamente se salvaron. Los sembrados más temprano, en abril, tuvieron mucho problema y vamos a considerarlo como pérdida segura. Un 30%-40% es el área que se va a perder, que se va a dejar de producir”, sostuvo, aunque advirtió que recién en aproximadamente 15 días podrán conocerse las pérdidas con mayor exactitud.

Previo a la siembra de trigo, Capeco estimó un área 500.000 hectáreas destinadas al cereal. Finalmente registró un ajuste de aproximadamente 25%, y es probable que no alcance a las 400.000 hectáreas, apuntó Cubilla. “Por varios factores, el factor climático vino a complicar aún más, pero el principal fue el tema precio, muy deprimido. Los productores optaron por sembrar avena” y otras opciones, indicó.

En este escenario, probablemente la producción de trigo alcance solo para cubrir las exigencias del mercado interno, concluyó el experto.

Brasil: mercado expectante por posibles daños en cultivos de trigo tras las heladas

21 de julio de 2017

En Brasil las miradas están puestas sobre los posibles daños en los cultivos de trigo luego de las heladas registradas en los dos principales estados productores del cereal, Paraná y Río Grande del Sur. También sobre la falta de lluvias.

En Paraná se estima que cerca del 30% del área de trigo susceptible a pérdidas habría sido alcanzada por las heladas. “La helada fue más fuerte en el suroeste y en el sur, pasando por el oeste y el centro-oeste del Estado. Por lo que he hablado cerca del 30% del área de trigo susceptible a pérdidas habría sido alcanzada”, dijo a la agencia de noticias Reuters el gerente técnico y económico de la Organización de Cooperativas de Paraná  (Ocepar), Flávio Turra.

Ese porcentaje representaría alrededor de 1 millón de toneladas de la producción prevista, estimó el gerente de Ocepar. Turra señaló, sin embargo, que el perjuicio sólo podrá ser cuantificado la semana que viene y que difícilmente alcanzará el millón de toneladas.

“Hace cerca de 30 días que no llueve en el Estado, el tallo (del trigo) está relativamente seco y la planta, con baja humedad. Además, el frío vino sin lluvia y esa coyuntura favorece a la planta a resistir más. La sensación es de que  no tendremos una pérdida tan significativa”, explicó.

En Río Grande del Sur el impacto también se estima bajo; preocupa la falta de lluvias

Las bajas temperaturas registradas en Rio Grande del Sur a partir registradas desde el lunes 17 –que provocaron heladas en todo el estado- en un principio no habrían afectado los cultivos de trigo, señaló Emater RS en su reporte semanal publicado este jueves.

“En la etapa actual en la que se encuentran los cultivos (100% en desarrollo vegetativo/macollaje) los eventuales daños en el crecimiento de hojas son recuperables, siempre que la fertilidad y humedad del suelo se encuentren en niveles adecuados”, apuntó Emater.

La falta de lluvias está siendo motivo de preocupación para los productores, con déficit hídrico importante en varias regiones productoras. Las lluvias en julio se han ubicado hasta 90-95% por debajo del promedio en varias regiones gaúchas.

Las escasas precipitaciones registradas el fin de semana pasado en varias zonas productoras fueron apenas suficientes para que los productores pudieran sembrar áreas que ya estaban preparadas. El avance de siembra fue de 95%, de acuerdo al informe, frente a 96% de hace un año atrás.

La aplicación de fungicidas ha resultado ineficiente por la falta de humedad en los últimos días. Las aplicaciones de abonos nitrogenados van por el mismo camino, señaló el reporte.

Siembra de trigo en Argentina alcanzó un 82% de avance; heladas provocaron daños leves

21 de julio de 2017

La siembra de trigo en Argentina logró un 82% de avance sobre las 5,4 millones de hectáreas estimadas por la Bolsa de cereales de Buenos Aires. Según el reporte semanal de la entidad, en números absolutos ya se incorporaron más de 4,45 millones de hectáreas, con un leve retraso en comparación al ciclo previo.

“El relevamiento semanal indicó que el 51 % de la superficie sembrada presenta una condición de cultivo buena, mientras que el 26 % se encuentra en un estado normal y otro 16 % bajo una muy buena condición. Además, una menor proporción de los lotes implantados se encuentra en excelente estado, concentrados principalmente en las regiones Núcleo Sur, Sur de Córdoba, Norte de La Pampa-Oeste de Buenos Aires y Centro-Norte de Santa Fe”, señaló en el informe Panorama Agrícola Semanal de este jueves.

Las heladas registradas provocaron daños leves, principalmente en cultivos tardíos, en etapa de  emergencia. La presión sanitaria es baja, detalló la Bolsa, aunque se relevó presencia de pulgón sobre el centro productivo del Chaco.

La Bolsa de Comercio de Rosario, por su parte, reportó un freno en el crecimiento de los cultivos y otros daños por las heladas. “Muerte de macollos, perdida de área foliar e interrupción del crecimiento fue el saldo que dejaron las intensas heladas de la madrugada del lunes y el martes de esta semana. En las áreas más afectadas de Córdoba, deberá seguirse la evolución de sus efectos la próxima semana para evaluar el impacto. En el resto de la región, no habría una afección significativa que ponga en compromiso el potencial de rinde: los trigos están con muy buenas condiciones y buenas reservas de agua”, detalló en su informe semanal publicado este jueves.

Recortan estimaciones de producción australiana de trigo por falta de lluvias

21 de julio de 2017

Se estima que la producción australiana de trigo podría caer hasta 20% esta temporada respecto a las previsiones oficiales, asociado a la falta de lluvias.

Las principales regiones productoras de trigo de ese país han recibido menos de la mitad de las lluvias normales promedio entre el 1 de abril al 30 de junio, según datos de la Oficina Meteorológica de Australia, según informó Reuters.

Los técnicos del USDA en Australia recortaron su proyección sobre la producción de trigo para esta campaña a 22 millones de toneladas, por debajo de los 23,5 millones de toneladas del último reporte de oferta y demanda del organismo y muy por debajo de los 35,1 millones de toneladas del 2016/2017. En base a la falta de precipitaciones, los traders y analistas están recortando sus previsiones de producción de trigo de Australia un 20% por debajo de las estimaciones oficiales.

“Mi última estimación es de 23 millones de toneladas, si llueve inmediatamente”, dijo Phin Ziebell, economista de National Australia Bank. “Si no llueve, podría ser fácilmente 18 millones de toneladas”, señaló a Reuters.

“Probablemente es demasiado tarde para que la lluvia marque cualquier diferencia en algunas áreas, particularmente en la zona Oeste de Australia. Para el resto del cinturón del cultivo, necesitamos desesperadamente lluvia”, dijo otra fuente consultada por Reuters.

A la falta de lluvias en Australia se suma que Europa enfrenta una de las peores olas de calor en décadas, golpeando duramente los cultivos de trigo en el sur del bloque. Y a la caída en la producción estadounidense también afectado por el clima cálido y seco.

 

Cultivos de trigo avanzan en buenas condiciones tras las lluvias

14 de julio de 2017

Las lluvias pasadas en general beneficiaron a los cultivos de trigo. En chacras sembradas de forma más tardía se registró alguna pérdida por exceso hídrico, pero se trata de casos puntuales.

En la zona de Paysandú el 95% de los cultivos están en buenas condiciones. Lo cultivos están iniciando macollaje, avanzan en buen estado, en general con  buenas implantaciones. “Tenemos una denuncia por problemas de implantación de un trigo sembrado tardíamente, hace unos 10 días, seguramente con alguna zona que necesite resiembra por el exceso de lluvia”, señaló Edgardo Nasta, técnico de Copagran Paysandú. Aunque resaltó que se trata de un caso muy puntual.

Al Sur de ese departamento el acumulado de precipitaciones en cinco días rondó entre 80mm-100mm. Más al norte, entre 40mm-50mm.

Se está comenzando con las aplicaciones de herbicida. Estimó que pueda registrarse algún inconveniente sanitario vinculado a las condiciones climáticas.

Desde el Sur del país, Alejandro Álvarez, técnico de Unión Rural de Flores, señaló que el agua fue bienvenida. No tuvo impacto negativo porque “esta lluvia encontró a todos los cultivos nacidos, no había sin emerger. Cultivos perdidos por el agua no tenemos”, sostuvo.

Algunos cultivos han avanzado más pronto de lo esperado por las altas temperaturas. “Debería hacer frío ahora para que los detenga un poco y los haga macollar, es lo que estaría faltando”, dijo.

En algunas chacras ya se habían realizado las primeras aplicaciones de urea, posiblemente se vean atrasadas algunas que estaban pendientes.

Desde el aspecto sanitario, la humedad y alta temperatura ha llevado a la aparición de casos puntuales de roya en trigo, bastante más temprano de lo común. “Pero en la medida que enfríe, esperamos que  baje la incidencia de ese tipo de enfermedades”, señaló.

Argentina: recortan estimaciones de área de trigo por exceso de lluvias

14 de julio de 2017

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA) y la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) recortaron sus estimaciones de área de trigo para esta campaña asociado al exceso de lluvias.

La BCBA redujo su estimación de siembra en 1,8% a 5,4 millones de há, informó en su reporte Panorama Agrícola Semanal publicado este jueves.

“Las 100.000 hectáreas afectadas por los excesos de humedad se concentran en las regiones Norte de La Pampa-Oeste de Buenos Aires, Centro de Buenos Aires, Sudoeste de Buenos Aires-Sur de La Pampa y la Cuenca del Salado”, apuntó la entidad. A pesar del ajuste, la cifra representa un incremento interanual del 5,8 % respecto a las 5,1 millones de há de la campaña 2016/2017.

La Bolsa de Comercio de Rosario, en el mismo sentido, recortó su estimación de 5,6 millones de há a 5,45 millones, según detalla en su estimación mensual nacional, publicada este miércoles. “Buena parte de la Pampa y Buenos Aires siguen muy comprometida por el reciente evento de lluvias. (…) La primera semana de julio siguió con lloviznas y tiempo húmedo, quitando la posibilidad de sembrar 110 mil ha en Buenos Aires y 40 mil ha en Entre Ríos”, indicó.

La posibilidad de nuevas lluvias en las áreas sensibles de la franja central del país genera preocupación, y según BCR, “si hay otro evento importante en los próximos días, más lotes podrían quedar fuera del ciclo triguero”.

Brasil: Conab elevó su estimación de producción de trigo para Brasil

14 de julio de 2017

La Compañía Nacional de Abastecimiento de Brasil (Conab) elevó su estimación de producción de trigo en algo más de 300.000 toneladas a 5,578 millones toneladas. Pese a la suba, el volumen de producción proyectado es 17% inferior a la zafra anterior. La entidad mantuvo su estimación de importaciones para 2017/2018 al subir su proyección sobre la demanda interna.

En el Paraná, la plantación  supera el 90% del área de 977,8 mil hectáreas prevista para el cultivo, un 10% menor comparado con el año anterior. La baja está asociada principalmente a  bajos precios del cereal. El inicio de la siembra fue más lluvioso de lo habitual y las áreas sembradas más temprano -que actualmente están en floración-  fueron las que más sufrieron mayor  incidencia de enfermedades,  señaló la Compañía.

En el Río Grande del Sur, la siembra alcanzó aproximadamente 60%  de avance sobre del área total estimada, que se calcula 10% menor a la del año pasado. En algunas regiones la expectativa era de una caída aún mayor por las dificultades climáticas al comienzo de la siembra. En la medida que fueron mejorando las condiciones, algunos productores que inicialmente no plantarían, o lo harían en un área menor, cambiaron sus planes de siembra a último momento, impidiendo una caída mayor.

Fuente: Conab

USDA aumentó su estimación de stocks de trigo en EEUU

14 de julio de 2017

El informe de oferta y demanda mundial de granos del Departamento de Agricultura de EEUU publicado esta semana fue neutro- bajista para el trigo.

Reportó un aumento de los stocks finales de EEUU en la campaña 2016/2017  -pese a la reducción de la producción final- y un nivel de existencias alto para la campaña 2017/2018.

Las existencias de la campaña pasada en EEUU fueron estimadas en 32,23 millones de toneladas, por encima de los 31,61 millones de junio.

Para la campaña estadounidense 2017/2018 el organismo estimó una producción de 47,89 millones de toneladas, por debajo de los 49,64 millones previstos el mes pasado, pero levemente arriba de los 47,57 millones esperados por el mercado.

El USDA estimó una cosecha de trigo de invierno en 35,87 millones de toneladas, por debajo de los 46,62 millones del ciclo 2016/2017, y en 12,03 millones la producción del golpeado cereal de primavera, contra los 16,25 millones de la campaña precedente.

Teniendo en cuenta el incremento del stock inicial, el USDA elevó de 3,54 a 3,81 millones de toneladas las importaciones y redujo de 4,63 a 4,08 millones el uso forrajero; de 32,41 a 31,87 millones el uso total, y de 27,22 a 26,54 millones el saldo exportable.

En base a esto, el organismo ubicó las existencias finales estadounidenses en 25,53 millones de toneladas, por encima de los 25,16 millones del mes pasado y de los 23,84 millones esperados por el mercado.

A nivel global, el USDA proyectó la producción de trigo en 737,83 millones de toneladas, por debajo de los 739,53 millones de junio. Las existencias finales fueron calculadas en 260,60 millones, por debajo de los 261,19 millones del mes pasado, pero por encima de los 257,36 millones esperados por el mercado. En este último punto vale volver a destacar que dentro del stock final global hay 127,19 millones de toneladas correspondientes al remanente de la campaña en China.

Otros países productores

La producción de la UE fue reducida de 150,74 a 150 millones de toneladas, sus importaciones fueron sostenidas en 6,50 millones y que sus exportaciones fueron recortadas de 30,50 a 30 millones.

La producción de Australia fue reducida de 25 a 23,50 millones de toneladas, aunque mantuvo el saldo exportable en 19 millones. Para Canadá, el USDA mantuvo el volumen de la cosecha en 28,35 millones y el saldo exportable, en 22 millones.

El USDA elevó de 69 a 72 millones de toneladas el volumen de la cosecha de Rusia y de 29 a 30,50 millones sus exportaciones.

En base a Granar

Strategie Grains recortó nuevamente su estimación de producción de trigo blando para la UE

14 de julio de 2017

La consultora francesa Strategie Grains volvió a recortar su estimación de producción de trigo blando para la Unión Europea, el mayor productor global del cereal. El principal motivo: la falta de lluvias en Francia y España.

Redujo su estimación para trigo blando en 900.000 toneladas respecto a su reporte anterior, a 140,7 millones de toneladas en esta temporada. La estimación quedó 5 millones de toneladas arriba de la producción de la temporada pasada, que fue duramente afectada por el exceso de lluvias en Francia, el principal productor del bloque.

Esta reducción se suma a los recortes realizados por la consultora en mayo y abril, de 1,1 millones de toneladas.

La baja en la producción de trigo blando se debe principalmente a expectativas de rendimientos magros en España y Francia, con temperaturas excesivamente altas impidiendo el buen desarrollo de los cultivos. Sin embargo, la estimación de la cosecha francesa, de 36,3 millones de toneladas, superó una previsión local de fines de junio, de 35,6 millones de toneladas, con cultivos más avanzados de lo que se había pensado, menos vulnerables al calor.

La estimación del grupo para la cosecha total de trigo de la UE, incluyendo el trigo duro, quedó en 149,3 millones de toneladas, un aumento de 3,3 millones de toneladas en un año.